Elisa “Lilita” Carrio no escarmienta y no se calla. Después de generar un escándalo en la provincia de Córdoba, donde agradeció a Dios la muerte de José Manuel De la Sota e incluso amenazar a periodistas, la dirigente de Cambiemos volvió al ruedo y, lejos de arrepentirse, continuo con su verborragia.

En un video que se dio a conocer por internet, Lilita insistió en la ruta del narcotráfico pero remató con un “Este país me hartó” en respuesta a las personas que le solicitan pruebas a sus dichos.

Carrió pasó por San Francisco, Córdoba, como parte de su gira en apoyo a los candidatos de Cambia Córdoba.

Embed