Después de asegurar en El Destape Radio que "el Gobierno atraviesa una seria crisis de confianza", Roberto Lavagna usó las redes sociales para destrozar los diez puntos de un "acuerdo de estabilidad" presentado por Cambiemos y Juan Manuel Urtubey y Miguel Ángel Pichetto.

En su cuenta de Twitter, el ex Ministro de Economía respondió uno a uno los puntos del oficialismo. "Punto 1: “Lograr y mantener el equilibrio fiscal”. El equilibrio fiscal logrado por medio de una recesión económica no es ni viable, ni sostenible. Solo una economía en marcha puede alcanzar un equilibrio que sea además socialmente aceptable", sostuvo.

El economista prosiguió con su análisis: "Punto 2: “Sostener un Banco Central independiente, que combata la inflación hasta llevarla a valores similares al de países vecinos”. El Banco Central no debe ser quien fije la política económica, sino el que -con autonomía- opere el costado monetario del programa de gobierno".

Lavagna aseguró, respecto al punto 3, referido a la “mayor integración al mundo, promoviendo el crecimiento sostenido de nuestras exportaciones” que "no hay crecimiento de exportaciones cuando hay combinación de recesión y manipulación del tipo de cambio. Ambas cosas destruyen la capacidad de exportar".

Respecto al punto 4, en el que el Gobierno manifiesta el “respeto a la ley, los contratos y los derechos adquiridos con el fin de consolidar la seguridad jurídica, elemento clave para promover la inversión”, argumentó que "para que existan inversiones, además d seguridad jurídica, deben existir condiciones d demanda que justifiquen la inversión".

En su cuenta de Twitter, Lavagna prosiguió con el análisis: "Punto 5: “Creación de empleo a través de una legislación laboral moderna”. La legislación laboral no crea empleo por sí solo. Se crea empleo cuando la economía crece de manera estable y solo en ese contexto se ayuda con legislación que mejora la productividad".

LEER MÁS: En plena crisis económica, Macri pidió "seguir remándola"

Sobre el punto 6 y la meta de la “reducción de la carga impositiva, a nivel nacional, provincial y municipal y enfocado en los impuestos más distorsivos”, remarcó que se trata "otra vez una mera frase vacía de contenido concreto. Rebaja de impuestos indirectos que son regresivos y estímulo a la inversión más empleo es lo urgente".

Respecto a los últimos siete puntos, referidos a "un sistema previsional sostenible y equitativo", un "sistema federal" y "estadísticas transparentes", son consignas que "no se pueden desarrollar, los encuentro vacíos de contenido y argumentos, sin dirección alguna".

Finalmente, el último punto, el de cumplir con las obligaciones con los acreedores, Lavagna aseguró que "requerirá, dada la enorme deuda tomada por el Gobierno, un proceso de reordenamiento serio de las fechas de vencimiento de lo adeudado con el Fondo Monetario Internacional".

De este modo, complementó lo dicho en diálogo con Navarro 2019, donde sostuvo: “Si nos llaman para trabajar en serio, iríamos a un acuerdo. Debe haber una voluntad de buscar consenso y no marketing electoral".