La titular de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, expresó su dolor por las muerte de la la vicedirectora Sandra Calamano y el auxiliar Rubén Rodríguez, quienes murieron tras la explosión de una garrafa en la Escuela N°49 Moreno.

"Quiero expresar el dolor de las Abuelas y las que hemos sido docentes por las víctimas de Moreno, donde ha muerto una maestra y un auxiliar por la desidia y la ineficacia del Estado. Yo estoy muy triste. Estoy en la ambivalencia de que estas cosas malas así no deberían haber pasado. Luchar para que esto se corrija", expresó durante el anuncio de la restitución del nieto 128.

Los sindicalistas que representan a los trabajadores de la educación apuntaron directamente contra la gobernadora, María Eugenia Vidal. Los gremios agrupados en el Frente de Unidad Docente Bonaerense le habían presentado a Vidal y al director de Cultura y Educación bonaerense, Gabriel Sánchez Zinny, el listado con todas las denuncias de infraestructura, escuela por escuela. Según el relevamiento, hay otros 46 establecimientos con irregularidades y problemas en el suministro e instalaciones de gas.

Según el director de la escuela, Héctor Vizio, los problemas con el gas y el resto de los servicios tienen larga data, y las principales autoridades estaban al tanto. En abril habían tenido que dejar a los chicos sin comedor porque ya habían detectado que había una pérdida de gas en la cocina donde explotó una garrafa.