El intendente de General Pueyrredón, Carlos Arroyo, quiere postularse para la reelección y pone en riesgo un distrito clave de Cambiemos.

"No tengo porqué no tener el respaldo de Cambiemos, estoy haciendo las cosas bien, sigo viviendo en la misma casa, tengo el mismo auto, uso las mismas pilchas, hago los mandados", dijo en una charla con periodista en Camet que reveló el portal La Política On Line.

Cambiemos trabaja para apuntalar la candidatura del diputado Guillermo Montengro, quien hace semanas cambió su domicilio a esa ciudad.

Y además varios de Cambiemos quieren ese trono importante para la Provincia de Buenos Aires. El presidente de Diputados de ese distrito, Manuel Mosca, trabaja en tandem con Federico Salvai (Jefe de Gabinete de María Eugenia Vidal), Joaquín De la Torre (ministro de Gobierno) tiene sus referentes, Emilio Monzó juega, el radical Maximiliano Abad, el senador Franco Bagnato y Vilma Baragiola (encabezó la lista de concejales en 2017), según revela LPO.

Arroyo ya piensa que si el gobierno no lo quiere como candidato podría ir con su propio partido vecinalista.

Estas decisiones de imponer su candidatura sí o sí o ir por un frente vecinalista podría perjudicar a Cambiemos y cederle el terreno al peronismo y llevar a Mauricio Macri a una derrota en un importante distrito.

En esta nota