Darío Benedetto quedó inmortalizado en su fatídica final de la Copa Libertadores contra River por su festejo con la lengua afuera al defensor Gonzalo Montiel, previo a que el Millonario le diera vuelta el partido. Sin embargo, el atacante del "Xeneize" continúa festejando así tras cada tanto que anota en la Superliga.

"Realmente fue un festejo que salió de esa manera y ahora lo estoy usando de cábala, porque festejé así y pude meter otro", aseguró en TyC Sports, aunque la celebración no haya servido para ganar el partido.

Embed

Y aclaró: "Ustedes lo escucharon a Montiel cuando declaró: para mí, al igual que una puteada en la cancha, queda adentro de la cancha. Pasa ahí, termina el partido, y después cada uno a su casa".

El "Pipa" también afirmó que sigue insistiendo con la lengua afuera porque debe afrontar lo ocurrido: "Uno tiene que demostrar aún más que está parado y tiene personalidad como para seguir haciéndolo".

En esta nota