Eduardo Bolsonaro, hijo del presidente electo de Brasil, Jair Bolsonaro, aseguró que ve "con buenos ojos" al mandatario argentino Mauricio Macri.

Entre otras cosas, el joven señaló que su padre tuvo "una buena conversación" telefónica con el líder del PRO y adelantó que "más temprano o más tarde" se reforzarán los "lazos comerciales" entre ambas naciones.

"Me gustó cuando Macri habló de reducción del Estado, porque Argentina venía de una crisis que demandaba medidas no populares", señaló.

Eduardo Bolsonaro es además el diputado federal más votado de la historia de su país tras haber conseguido casi dos millones de votos en las últimas elecciones, las mismas en las que su padre se consagró presidente.

Embed

Además, el joven de 34 años explicó que el hecho de que la primera misión oficial del mandatario electo sea a Chile "no significa que está dejando de lado el vínculo" con la Casa Rosada.

"Sé que es tradición que el primer viaje sea Argentina, pero igual generamos una buena relación", manifestó durante una entrevista con el portal mendocino MDZ Online.

Por otra parte, el joven diputado reiteró que su padre "ha dicho que no entiende mucho de economía, así que ése es un tema que estará a cargo de Paulo Guedes", aunque sostuvo que Brasil tendrá "buenas relaciones comerciales" con los países vecinos y también con Estados Unidos.

"El proteccionismo no es bueno. Cuando nos protegimos, los otros países también lo hicieron y todos pierden porque no hay intercambio ni negocios. Por eso, vamos a bajar las protecciones para que haya más comercio", adelantó.

Finalmente, el legislador destacó que "es mentira" que su familia sea "homofóbica o racista" y dijo que "lo que sucede es que una parte de la prensa agarra tramos de sus discursos y los recorta".