Tras la decisión del Gobierno nacional de que en el predio de Campo de Mayo donde funcionario, al menos, tres centros clandestinos de detención en la última dictadura militar, Abuelas de Plaza de Mayo pidió la intervención de Naciones Unidas para que no se avance con el proyecto.

A través de un comunicado, la asociación expresó su más enérgico repudio a lo publicado en el Boletín Oficial que crea “la Reserva Ambiental de la Defensa Campo de Mayo". Allí marcan: "Pone en riesgo la preservación de un espacio fundamental para la búsqueda de Verdad, Memoria y Justicia sobre los crímenes de lesa humanidad cometidos por el Ejército argentino durante la última dictadura cívico militar”.

Detallaron, así, que en la guarnición militar de Campo de Mayo funcionaron, al menos, tres centros clandestinos de detención. "Allí permanecieron alrededor de cinco mil víctimas y se estima que más de 30 bebés nacieron en esas dependencias durante el cautiverio de sus madres”, señalaron.

LEER MÁS: El peronismo unido llevó a Wado de Pedro y Camaño a la Magistratura

Según el decreto, la guarnición militar se fracciona en tres espacios distintos: la “Reserva Ambiental”, otro espacio de uso militar intensivo, y un tercer espacio de amplias dimensiones del que no se especifica el destino.

“De acuerdo con información periodística que cita a fuentes gubernamentales, ese tercer espacio sería destinado a ampliar una planta del CEAMSE que ya funciona en el lugar y a emprendimientos inmobiliarios. Sin embargo, no puede descartarse que en los tres lugares se hallen restos de personas desaparecidas durante la última dictadura cívico-militar”, advirtieron en el comunicado.

Ante esta decisión que avasalla las banderas de “memoria, verdad y justicia”, Abuelas de Plata de Mayo presentaron junto a otros organismos de derechos humanos, víctimas y querellantes, una presentación ante Naciones Unidas para solicitarles que intervengan frente a esta situación.

Por último, advirtieron que existe el riesgo de que se hagan modificaciones que pongan en serio riesgo los derechos de víctimas de crímenes de lesa humanidad. "En tal sentido, solicitamos tengan a bien adoptar medidas, con el alcance de sus respectivos mandatos, para prevenir que tales violaciones ocurran y garantizar los derechos de las víctimas”, reclamó el organismo de derechos humanos.