Bonadio mandó a juicio oral la causa por encubrimiento del atentado a la AMIAa partir de la denuncia de Nisman. La misma apuntó contra la ex presidenta Cristina Kirchner y altos funcionarios de su gobierno. En su resolución, de 29 páginas, el magistrado omitió un dato clave.

LEE MÁS "Bonadio mandó a Cristina a juicio oral por la denuncia de Nisman"

En uno de los párrafos, en los cuales analiza los pedidos de las defensas para su absolución, el magistrado remarca que "no se agregaron elementos" al expediente que modificaran la hipótesis principal, avalada por la Cámara Federal, de un presunto plan criminal para encubrir a los acusados iraníes por el atentado ocurrido en 1994 a través del Memorándum.

LEE MÁS "Qué dijo Dalbón del fallo de Bonadio"

Lo que Bonadio no relata es que omitió hacer caso a las presentaciones de las defensas de llamar al ex director general de Interpol, Ronald Noble, quien en varias declaraciones periodísticas afirmó y ratificó que el gobierno argentinos jamás le pidió levantar las alertas rojas. Por el contrario, el pedido de Timerman era el de mantenerlas.

Embed

El testimonio de Noble, cuya versión se conoció tres días después de que Nisman presentara su denuncia en enero de 2015, era lapidario y destruía la base de la acusación. Un alto rango de Interpol dando detalles de las conversaciones con el gobierno argentino en el cual quedaba claro que la intención de los funcionarios lejos estaba la de garantizar el beneficio para los iraníes. Curiosamente, Bonadio jamás pidió su testimonial, pese a que Noble en más de una ocasión se ofreció a declarar.

Inclusive, la intención de dejar de lado el testimonio fue tal que dos abogados querellantes solicitaron la indagatoria de Noble (es decir, llamarlo como acusado) como partícipe del plan de encubrimiento por haber dicho que Timerman no tenía intención de beneficiar a los iraníes. Una suerte de plan criminal iniciado por D'Elía y Esteche y que contaba con complicidad con el funcionario de más alto rango de Interpol.

Noble podría declarar en el juicio oral, si es que el tribunal designado así lo deseara. Quedará en manos de los nuevos jueces determinar si finalmente el testimonio que falta puede incorporarse a la causa.

Embed

Causa Nisman by El Destape on Scribd