El Riesgo País cerró en 1.881 puntos, el nivel más bajo desde mayo de 2022

17 de enero, 2023 | 19.03

El índice Riesgo País cerró hoy en 1.881 puntos básicos, el nivel más bajo en siete meses, al tocar mínimos que no se registraban desde mayo de 2022, en medio de una fuerte suba de todos los activos financieros argentinos, incluidos los de deuda soberana.

En ese sentido, el índice viene retrocediendo casi 1.000 puntos de forma sostenida desde octubre del año pasado, cuando había llegado a la zona de los 2.850 puntos básicos, tras una suba de cerca del 60% en dólares de los bonos argentinos en apenas tres meses.

De hecho, los principales títulos de deuda del Estado argentino con legislación extranjera -GD30, GD35 y GD40- acumulan una subida de entre el 11 y 18,5%, sólo si se contara desde el inicio del año.

Este contenido se hizo gracias al apoyo de la comunidad de El Destape. Sumate. Sigamos haciendo historia.

SUSCRIBITE A EL DESTAPE

La mejora en el precio de los bonos se explica por un mayor apetito a la deuda argentina, dado sus bajos valores históricos y las expectativas cada vez más difusas de un escenario de rechazo al pago de deuda en el futuro y de reestructuración forzada.

El Riesgo País es un indicador elaborado por el banco norteamericano JP Morgan cuyo nombre técnico es Embi+ (Emerging Bond Index Plus, o Indicador de Bonos de Mercados Emergentes, en inglés) y que se actualiza a diario de acuerdo al movimiento del precio de los títulos de deuda de países que no sean Estados Unidos.

El valor del índice se calcula en base al precio ponderado de los bonos de deuda de un país que cotizan en el mercado, y refleja cuál sería la tasa de interés adicional a la que paga el Tesoro de los Estados Unidos que demandaría el mercado para comprar una emisión nueva de bonos de un país.

Para entenderlo de forma simple: 100 puntos básicos representan un 1% de tasa de interés, por lo que si el Tesoro norteamericano pagara una tasa del 5% y un país tiene 1.000 puntos de Riesgo País, el mercado le demandaría una tasa del 15% anual si quisiera emitir deuda en dólares.

En la actualidad, los bonos en dólares que tiene emitidos el Estado argentino no exigen el pago de grandes volúmenes de capital e intereses, sino hasta 2025, cuando habrá que pagar cerca de US$ 10.000 millones a los acreedores privados.

El objetivo del Gobierno es que la recuperación de las variables macroeconómicas permita una mejora en los índices de confianza en la deuda, lo que permitiría salir nuevamente al mercado en condiciones mejores que las actuales.

De esta forma podrían pagarse los vencimientos de mayor volumen con la emisión de nueva deuda en mejores condiciones que las actuales y evitar tener que recurrir a pagar con reservas del Banco Central, tal como buscan hacer las economías más consolidadas del mundo.

Con información de Télam

LA FERIA DE EL DESTAPE ►