A días de un nuevo desembolso del Fondo Monetario Internacional (FMI) para asistir al gobierno de Mauricio Macri y darle oxígeno en medio de una crisis económica cada vez más aguda, ahora Cambiemos solicitó un waiver. Se trata de un "perdón" o "dispensa" al organismo, a cambio de una revisión del programa.

Así surge, según detalla El Cronista, del detalle de la agenda a tratar por el Directorio Ejecutivo (board) del organismo, este viernes en la reunión en la que evaluarán la tercera revisión del préstamo a la Argentina. En esta oportunidad debería transferir u$s 10.870 millones.

Entre otras cuestiones, se abordará la "solicitud de waiver sobre la aplicabilidad de los criterios de rendimiento, revisión de las garantías de financiamiento y solicitud de modificación de los criterios de rendimiento". El motivo del pedido del waiver aún no se conoce, ya que se detallará luego de que el Board dé a conocer el staff report el próximo viernes.

Técnicamente, se trataría de un incumplimiento de covenants, es decir, los condicionamientos a través de los cuales el FMI le exigió al gobierno de Macri ajustar su economía para recibir el auxilio y que dan cierta seguridad de que los desembolsos que efectúa les serán devueltos.

Una fuente del Ministerio de Hacienda desmintió ante El Cronista que se trate de un incumplimiento de la meta de deficit fiscal, comprimida a cero para 2019, con la posibilidad de utilizar ciertas salvaguarda y llegar a un rojo primario de 0,5% del PBI. "Se trata de un tecnicismo", minimizó y sumó: "Es algo que no se cumplió un día".