A 20 años de Racing campeón en medio de un país en llamas: "Fue muy complicado"

Un 27 de diciembre de 2001, Racing Club de Avellaneda rompía una racha histórica y gritaba campeón en medio de un país en crisis.

27 de diciembre, 2021 | 11.04

Argentina atravesaba un momento realmente olvidable para todos. La crisis del año 2001, sufrida principalmente entre los trágicos 19, 20 y 21 de diciembre no pasaron a un segundo plano a pesar de la alegría que sentía media Avellaneda. Racing gritaba campeón el 27 de aquel mes y rompía así una racha histórica de 35 años sin cosechar títulos. Uno de los referentes de aquel plantel, el colombiano Gerardo Bedoya, dialogó con El Destape sobre lo vivido.

El famoso "Paso a paso" de Reinaldo Merlo quedó para el recuerdo de todos los hinchas de la "Academia" después del certamen. Así como varios momentos que atravesaron a lo largo de esas 19 fechas del Apertura para coronarse. El defensor "Cafetero" convirtió un gol inolvidable en el empate 1 a 1 en la jornada 16 ante River Plate, con el que le impidió al "Millonario" acercarse a la punta del torneo que lideraba el equipo de "Mostaza" y así se encaminaron al logro.

"No pensé que ese gol iba a ser tan importante. Lo hice y sabía que era, en ese momento, indispensable para que no se nos acercaran y nos quitaran el título. Pero es increíble el recuerdo y el agradecimiento de la gente, sobre todo el 2 de diciembre cuando se hizo. La gente lo recuerda. Es espectacular, da mucha alegría cuando pasa eso y la gente te saluda. Ese gol todavía lo eriza a uno cuando lo ve", lanzó Bedoya sobre ese emblemático tanto.

En la fecha 18, disputada el 16 de diciembre, Racing vencía 2 a 0 a Lanús en el "Cilindro" y la "Banda" hacía lo propio por 3 a 1 en cancha de Ferro Carril Oeste ante Argentinos Juniors. Hasta ese momento, el elenco de Núñez conservaba chances matemáticas de igualar a los de Avellaneda y llevarlos a una hipotética final en caso de que esto suceda en la última jornada. 

El 19 de dicho mes, miles de hinchas se volvían locos por conseguir una entrada para el último duelo del campeonato que se jugaría ese fin de semana. Muchos lo lograron, aunque ese mismo día el expresidente Fernando de la Rúa decretara el Estado de Sitio. Al día siguiente abandonó su cargo y la Casa Rosada en un helicóptero, lo que hizo que estallara la crisis y se estirara un poco más la agonía de los fanáticos de Racing, ya que el fútbol quedó suspendido.

La crisis de 2001 en nuestro país

"Fue muy duro, porque a todos nos golpeó económicamente la situación del país. No fue fácil, hubo muchas dudas de continuar. Después pudimos hacerlo con el deseo de seguir en Racing, tener continuidad por el grupo que habíamos formado y eso valió más. Pero fue muy complejo y complicado seguir, y vivir la situación por la cual estábamos pasando", contó el colombiano.

Varios funcionarios macristas en la actualidad formaban parte de aquel gobierno y su líder intercedió para que el deporte culminara antes de que termine el año. Así fue que, un 27 de diciembre, en medio de un país que no sólo estaba en llamas, sino que sumaba muertes y saqueos entre otras cosas lamentables, se jugó el encuentro entre Vélez y la "Academia" en el José Amalfitani que terminó 1 a 1, con el arbitraje de Gabriel Brazenas.

Esto consagró a los de "Mostaza" Merlo que llenaron Liniers y Avellaneda. La imposibilidad de millones de hinchas de asistir a la cancha obligó a los dirigentes del conjunto visitante a abrir las puertas del Estadio Presidente Perón que se llenó mientras otras miles de almas presenciaban la consagración en el lugar de los hechos. Gabriel Loeschbor abrió la cuenta a los 8 del complemento, Mariano Chirumbolo empató para el local y con ese resultado alcanzó.

El público de Racing festejando en el Cilindro

"Tenía mucha ansiedad. Ganas de que empezara y romper con esa sequía de muchos años. Era partido tras partido. Mucha gente nos llamaba y nos buscaba, fue impresionante. La alegría con la que encaramos ese último compromiso y con la fe intacta, creo que ayudó a que nosotros realmente pudiéramos conseguir el título, no se nos podía ir", aseguró el defensor, en exclusiva para El Destape.

Nada de lo que pasó en el país opacó el festejo. Ganó 12 partidos, empató seis y perdió solo uno. Acumuló 42 puntos superando por sólo uno a River Plate y quedó 9 por encima de Boca Juniors. Un torneo casi perfecto que tuvo una única caída justamente ante el "Xeneize" en la fecha 15. Sin embargo, gritaron campeón luego de 35 años cortando así la peor racha de la historia en un club grande del fútbol argentino. 

Todo fue parte de ese Racing campeón. Desde los "cuernitos" y el "Paso a paso" de "Mostaza" hasta los llantos de su gente a la hora del pitazo final en cancha del "Fortín" y también en el "Cilindro". El sufrimiento, la agonía y la espera terminaron y el "Ahora me cansé, vamos a salir campeones", que prometió Merlo luego de empatar con Banfield en la fecha 17, se hizo realidad.

Un histórico en el arco como Gustavo Campagnuolo, la defensa con referentes como Gabriel Loeschbor y Claudio Úbeda formaron un cerrojo importantísimo. Jugadores como Adrián "Polaco" Bastía y Gerardo Bedoya desde atrás y en mitad de cancha en adelante. Y nombres importantes como los de José "Pepe" Chatruc y Maximiliano "Chanchi" Estévez, entre otros, fueron los que llevaron adelante esta gesta de la que también formó parte un joven Diego Milito.

Por último, el jugador colombiano que más tarde vistió la camiseta de Boca Juniors habló de lo vivido luego de su retiro: "He estado dentro del fútbol. Estuve en la televisión, en programas deportivos de ESPN, también fui director de divisiones menores en Independiente Santa Fe, un equipo de la capital en Bogotá. Ahora voy a estar nuevamente dirigiendo en la B profesional en Colombia, siempre dentro del fútbol", sentenció.

LA FERIA DE EL DESTAPE ►