Francia arrancó goleando en el Mundial de Qatar 2022: 4-1 a Australia con un Mbappé imparable

El equipo europeo, que llegaba golpeado por las bajas de varias figuras, confirmó ser uno de los candidatos para la Copa del Mundo con una actuación estelar. 

22 de noviembre, 2022 | 16.38

El actual campeón del mundo, Francia, coronado en Rusia 2018, venció 4-1 a Australia en el del debut de ambos en el Grupo D.  Los goles de los europeos fueron de Adrien Rabiot, Olivier Giroud (x2) y Kilian Mbappé, mientras que para los australianos Craig Goodwin había abierto el marcador. Más temprano, Dinamarca y Túnez igualaron 0-0 en la primera fecha de la Copa del Mundo.  

En el encuentro disputado en el Al Janoub Stadium de la ciudad de Al Wakrah, con el arbitraje del sudafricano Víctor Miguel de Freitas Gomes, el equipo conducido por Didier Deschamps cumplió con las expectativas y venció de manera contundente al equipo de Oceanía a pesar de haber arrancado en desventaja en el marcador. Con un Kylian Mbappé inspirado, los franceses empezaron a demostrar su jerarquía, aún con bajas importantes por lesión.

Si bien el inicio del partido había comenzado con dominio y jugadas claras para los europeos, Australia se adelantó de manera sorepesiva tras una gran jugada colectiva. A los nueve minutos, tras un desborde por el sector derecho de Mathew Leckie, el extremo izquierdo Craig Goodwin apareció sólo por el segundo palo y definió de primera para dejar sin chances al portero Hugo Lloris. 

Aunque tuvo un remate desde 30 metros para ampliar el resultado en los pies de Riley McGree, la alegría duraría poco el conjunto de Graham Arnold. A los 27 y 32 minutos los "Les Bleus" darían vuelta la historia para empezar a encaminar la victoria y poner justicia sobre el marcador: primero, gracias a Rabiot, que metió un cabezazo tras un centro desde la izquierda de Hernandez; el segundo, por obra de Giroud que, tras una recuperación en área rival de Mbappé, el propio Rabiot le dio una asistencia para que empujara el balón. 

El tercero llegaría cuando los franceses eran totales dominadores de la posesión y no sufrían ataques de Australia. A los 67 minutos, Ousmane Dembélé encaró por derecha y mandó un centro preciso para que Mbappé marcara su tanto con un cabezazo que pegó en el palo antes de ingresar. El delantero del PSG fue la figura de la cancha, ya que fue una pesadilla para todos los defensores. 

El cuarto y definitivo desató la locura de los casi 20 mil franceses que se hicieron presentes. A los 70, el exjugador del Monáco volvió a encarar desde la banda izquierda, llegó hasta el fondo y habilitó a Giroud para que, de cabeza, marcara su doblete en el debut de la Copa del Mundo.

El historial entre ambos advierte que se enfrentaron en cinco oportunidades en mundiales, incluyendo la de este martes, con tres triunfos para los europeos, un empate y una victoria para los australianos. El pasado 16 de junio de 2018, en el Mundial de Rusia, fue triunfo por 2 a 1 a favor del equipo galo.

En la jornada siguiente, Francia se enfrentará con Dinamarca el próximo sábado 26, en el que una posible victoria podría clasificarlo directamente a segunda ronda. Australia, por su parte, se medirá ante Túnez el mismo día. Los tunecinos y dinamarqueses igualaron sin goles horas antes en un encuentro que tuvo varias situaciones claras de gol. 

Francia llega castigado por las lesiones ya que, a la baja de Karim Benzema -se resintió de un desgarro-, se les sumó luego las de Kanté, Pogba, Kimpembe y Nkunku; y tiene sin poder jugar al volante del Real Madrid, Eduardo Camavinga. De todos modos, cuenta con una de las figuras principales del Mundial, Kilian Mbappé, quien junto con Lionel Messi y Neymar forman parte del tridente ofensivo del PSG, y que fue una de las armas fundamentales del equipo en la obtención del mundial 2018 en Rusia, cuando convirtió 4 goles, uno de ellos en la final que ganó por 4-2 ante Croacia.

 

LA FERIA DE EL DESTAPE ►