El diputado nacional del Frente Renovador, Daniel Arroyo, analizó la situación social del país y denunció una maniobra del Gobierno para bajar el índice de pobreza: "Quieren cambiar la forma de medir la pobreza en el medio de una gestión; no es lo correcto".

En ese sentido, Arroyo reveló que el Gobierno estuvo a punto de aprobar esta modificación a través de un decreto, pero que no pudo hacer eso por la polémica que generó el mega DNU. "El Gobierno busca incorporar cuatro formas de medir pobreza que le dan mucha importancia al tema de infraestructura. Como hay más obra pública debería darles mejor".

En diálogo con el programa Crónica Anunciada de FM La Patriada, el legislador criticó las reformas que la gestión actual busca implementar en el INDEC: "El Indec ha logrado rearmarse, lo importante de un instituto que mida distintas variables es que lo haga sostenidamente en el tiempo. Cambiarlo no me parece una buena idea".

Embed

Por otro lado, expresó que los tarifazos y el aumento en la canasta básica golpean el bolsillo de las familias: "El problema es que las familias tienen costos fijos altos y se endeudan. Plata que entra en la casa hoy es para tapar agujeros".

En relación a la gestión actual, expresó que "este es un Gobierno neoliberal que esencialmente cree que la Argentina se tiene que vincular al mundo en base con soja, minería, sector financiero y sueldos bajos". Para Arroyo, "ese modelo deja 20 millones de argentinos afuera".

Por último se refirió a la unión del peronismo: "Yo creo que tenemos que ser una oposición unida, que sea el peronismo y más. Esa oposición tiene que no solo oponerse sino plantear una alternativa".

En esta nota