La panelista de Animeles Sueltos Romina Manguel reveló que el acuerdo entre el empresario Ángelo Calcaterra y el juez Claudio Bonadio había sido premeditado el sábado pasado y en el cual el empresario se aseguró que no iba a quedar detenido luego de declarar en la causa por los cuadernos del chofer Oscar Centeno.

"Calcaterra llegó a Comodoro Py sabiendo que el acuerdo estaba cerrado y que se volvía a su casa", explicó la especialista en temas judiciales.

Embed

Calcaterra -primo de Mauricio Macri- salió en libertad luego de declarar ante Bonadio. De acuerdo a trascendidos periodísticos, el empresario confesó haber pagado coimasa ex funcionarios kirchneristas pero dijo que eran "aportes" para las campañas de 2013 y 2015. Tras reconocer que Sánchez Caballero realizó pagos indebidos por orden suya, firmó el acuerdo como "imputado colaborador" (arrepentido) y se fue a su casa.

Curiosamente, Calcaterra figura en los cuadernos pero no fue detenido en un primer momento, como sí ocurrió con otros empresarios como el dueño de Electroingeniería, Gerardo Ferreyra.

Embed