La tensión de la situación política en Venezuela mantiene en un rol activo a Estados Unidos, que apoya de la mano de Donald Trump al "presidente encargado" Juan Guaidó. En este contexto, el consejero de Seguridad Nacional estadounidense, John Bolton, apareció en público ayer con un anotador amarillo que alertó al Nicolás Maduro.

"5000 soldados a Colombia", figuraba escrito en el cuaderno, a la vista de toda la prensa. También aparecía la frase: "Afganistán - Bienvenidas las conversaciones". Estas palabras manuscritas abren la posibilidad de que Washington esté pensando en intervenir militarmente en el país desde un territorio aliado.

Varios funcionarios del Pentágono hablaron bajo condición de anonimato debido a la sensibilidad de la situación y aseguraron que el Departamento de Defensa no había recibido ninguna orden al respecto, según lo informado por The Washigton Post.

Sin embargo, la Casa Blanca reiteró, en línea con las declaraciones del presidente Trump, que "todas las opciones están sobre la mesa".

Por su parte, el canciller de Colombia, Carlos Holmes Trujillo, dijo que desconocía el sentido de los apuntes de Bolton. "Se desconoce el alcance y la razón de dicha anotación", declaró desde la sede presidencial.