El director de Seguridad en Espectáculos Futbolísticos, Guillermo Madero adelantó que de concretarse una final la final de Copa Libertadoresentre River y Boca es posible que se modifiquen las fechas y que haya restricciones de público.

El funcionario nacional afirmó en radio Rivadavia que, en caso de que 'Millonarios' y 'Xeneizes' se enfrente en la final, es probable que el encuentro de vuelta cambie de fecha debido a su cercanía con la cumbre del G20.

El primer partido de la final está agendado para el 7 de noviembre, mientras que el segundo tiene fecha para el 28, apenas dos días antes del comienzo de la reunión de mandatarios en Buenos Aires. De esa forma, el cotejo que se disputaría en el Monumental sería reprogramado al 5 de diciembre.

Asimismo, Madero anticipó que pese a que la Libertadores lo permite, no habría público visitante en ambos juegos.

Embed