Luego de un amplio operativo y dos allanamientos, los padres de los dos hermanos detenidos por supuestas vinculaciones con el partido libanés Hezbollah defendieron a sus hijos y explicaron la procedencia de las armas secuestradas por la Policía de Seguridad Aeroportuaria y la Gendarmería.

Marcelo y Paola, padres de Kevin Gamal y Axel Ezequiel Abraham Salomon, defendieron en diálogo con TN la inocencia de sus hijos. “No hay ninguna vinculación, no entiendo cómo llegaron a esta conclusión”, sostuvo el hombre.

“Mis hijos son argentinos, somos argentinos cuarta generación. No me importa lo que pase con Hezbollah. Tenemos familia en el Líbano, hicieron viajes al Líbano y a Irán, estuvieron estudiando. Presenté todo. Fuimos a Siria, estuvimos dos días”, contó el padre, mientras que la mujer sostuvo que “en el Medio Oriente hay santuarios y cuando hacemos viajes los queremos visitar” debido a su religión musulmana.

Embed

Respecto a las armas y municiones que se secuestraron en el allanamiento, Marcelo explicó: “Esas armas son mías, las heredé yo de mi abuelo. Esas armas las tenía desde que era conscripto militar. Cuando allanaron la casa me preguntaron si tenía armas, les dije que sí. Las teníamos guardadas en la planta alta, en cajones, con olor a humedad. Las municiones estaban bajo llave en la planta baja”.

Consultado sobre un supuesto panfleto de Hezbollah que había en el domicilio, explicaron que en verdad es un imán. “Es el escudo del partido político del Líbano, pero es un imán. Me siento avasallado, humillado. En la vida pensamos que nos iba a suceder”, lamentó el hombre.

"A Hezbollah lo llaman grupo terrorista pero en el Líbano es un partido político que está en el parlamento. Tenemos imanes en la heladera como un recuerdo, pero no nos interesa lo que pase con Hezbollah. Nosotros somos argentinos", agregó Paola a C5N.

La mujer, además, relacionó el allanamiento en su casa con "todo esto de que viene el G-20". "Quieren justificar que están haciendo cosas. Que busquen a los verdaderos terroristas en vez de ensuciar a dos chicos que trabajan. Yo soy la madre, sé lo que crié y la educación que les di. Nos vienen a ensuciar, a difamar, a inventar cosas. No saben cómo nos avasallaron y el daño que nos hicieron. Fueron muy agresivos. Esto es una pesadilla", manifestó.