Pese a declarar que no es macrista ni kirchnerista, el otrora 'Jugador del Pueblo', Carlos Tevez, utilizó el mismo argumento que el presidente Mauricio Macri para culpar a los argentinos de la crisis que atraviesa el país.

Al igual que lo hizo el jefe de Estado días atrás en un discurso grabado que se emitió luego de la feroz disparada del dólar por encima de los 40 pesos, el futbolista de Boca volvió a demostrar que ya no tiene un pensamiento popular, como en los inicios de su carrera.

"Lamentablemente no están bien las cosas en el país y creo que los culpables somos nosotros los argentinos. Recuerdo que cuando vivía en Inglaterra estábamos tranquilos, pero acá vivimos pensando en atropellar a todo el mundo", aseguró en una conferencia a en una iglesia de San Isidro a la que asistieron niños y adolescentes.

El delantero intentó diluir su declaración con una vieja estrategia y afirmó: "No soy de ningún partido político, es un tema muy sensible hoy en Argentina. Siempre que me han invitado a Casa Rosada con el presidente o la ex presidente yo fui, no tengo drama".

"Estoy a disposición para poder ayudar, sin importar la clase política. En mi casa nunca se habló de política, se hablaba de trabajo, de llegar a fin de mes y del cariño que me daban mis viejos. Hoy es difícil que nos pongamos de acuerdo entre un kirchnerista y un macrista, creo que hay que entender que hay mucha gente que se está muriendo de hambre y somos nosotros los que podemos cambiar eso en Argentina", concluyó.