La Legislatura porteña se prepara para aprobar este jueves el proyecto de Ley que crea la Universidad de Formación Docente de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (UniCABA). Así, el PRO avanza a pesar del rechazo unánime de la oposición y de las severas críticas que recibió la iniciativa por parte de los gremios docentes, especialistas, educadores y técnicos.

El proyecto plantea la creación de una universidad que tendrá como “objeto la formación inicial y continua para todos los niveles y modalidades del sistema educativo” y apuesta a que “la nueva universidad articule con los 29 profesorados que deberán pasar por un proceso de evaluación institucional”. Lo que hizo el oficialismo fue modificar el proyecto inicial que implicaba la eliminación inmediata de los 29 institutos, no obstante, en el nuevo no dice taxativamente qué sucederá con los profesorados.

Además, el expediente faculta al Ejecutivo a “realizar las modificaciones presupuestarias necesarias, a fin de garantizar los recursos indispensables” para el funcionamiento de la UniCABA y le otorga al Gobierno de la Ciudad el poder de elegir el rector de la universidad.

En ninguno de los artículos, se especifica cómo será el financiamiento, dónde estará funcionando, de qué manera se integrará con los profesorados ya existentes, solo aclara que “hasta tanto se dote a la UniCABA de presupuesto propio, los gastos necesarios para su organización y funcionamiento serán solventados por los fondos que a tal fin destine el Poder Ejecutivo”.

En los últimos meses la comunidad educativa realizó marchas y asambleas para visibilizar lo malo que es el proyecto para la educación porteña. Los rectores de los 29 profesorados y especialistas del área de educación se hicieron presentes en la Legislatura para hacer entrar en razón al oficialismo pero no hubo respuesta. Y para el jueves, los gremios y centros de estudiantes preparan una vigilia el miércoles a la noche. Mientras que el Gobierno de la Ciudad prepara su habitual operativo de seguridad para vallar la cuadra de la Legislatura.

Por otra parte, el proyecto logró la unión de la oposición que votará en contra y convocaron a una sesión especial el mismo día pero una hora antes, a las 10, para debatir en el recinto los diferentes proyectos que presentaron en la Legislatura sobre la problemática edilicia y educativa que atraviesa la Ciudad.

“El proyecto que van a tratar el jueves, fue reformulado a último momento, no se debatió en comisión y el oficialismo dice que se llegó a un consenso porque plantea la coexistencia de la UniCABA con los 29 profesorados pero es una trampa porque no es explicito ni taxativo que se vayan a complementar”, advirtió la legisladora de Unidad Ciudadana Lorena Pokoik a El Desatape y cuestionó que “la coexistencia tiene lógica en la temporalidad porque todavía el proyecto no tiene asignación presupuestaria”.

Apuntó, además, que el Gobierno porteño “pedirá endeudamiento externo para construir la universidad, por ende, los profesorados continuarán hasta que se ponga en marcha la UniCABA” y subrayó que “se conformará una junta evaluadora para analizar qué institutos están en condiciones en los estándares que se determina para cumplir con una formación de calidad, es decir, que tienen las manos libres para determinar y tachando qué profesorados van a ir cerrando”.

Es un proyecto de muerte lenta de los 29 profesorados. No tiene lógica que dupliquen el dinero para la misma formación que ofrecen los institutos, en todo caso, que fortalezcan los que ya existen”, arremetió.

unicaba.jpg

Desde el Frente de Izquierda, el legislador Patricio Del Corro focalizó sobre la insistencia del oficialismo del Gobierno de Cambiemos de aprobarlo en esta fecha, a lo cual, consideró que buscan “intervenir los ámbitos de formación docente para poder crear maestros con una perspectiva que se complementa con la secundaria del futuro en la cual hay menos peso de los contenidos tradicionales y mucho más de la modalidad a distancia” y apuntó que “hay Terciarios que se encuentran en terrenos que son jugosos para el negocio inmobiliario”.

Todavía no existen certezas de dónde funcionará la universidad, solo corre el rumor de que la sede administrativa funcionará en el Tiro Federal que se encuentra en Núñez pero “nunca dijeron dónde van a funcionar las distintas sedes”. “No dijeron de dónde va a salir la plata para solventar este proyecto, no dicen cuánto va a costar y lo que está haciendo Cambiemos es un presupuesto para ajustar”, criticó Del Corro.

A su turno, el diputado de Evolución Leandro Halperín apuntó contra la falta de diálogo que hubo en los meses que se debatió la idea de crear la UniCABA: “El debate lo abrieron, tratamos en comisión el proyecto pero no fue un debate fructífero porque no se escuchó a la comunidad educativa ni a los bloques de la oposición”.

“El oficialismo no estaba dispuesto a ceder en nada y el apuro que tienen de aprobarlo ahora es incomprensible”, advirtió e instó a que se debería plantear un reforma educativa integral.

El jueves a las 11 es la cita para que los legisladores de Vamos Juntos aprueben un proyecto que cosechó críticas en todos los sectores de la oposición, pero con los 32 legisladores propios que posee el oficialismo, la mayoría es automática. Para ese día, una movilización fue convocada afuera de la Legislatura para exigir que no se trate “la muerte lenta” de los 29 profesorados.