La diputada de Cambiemos Elisa Carrió rompió el silencio tras un mes de cortocircuito con el Gobierno. La legisladora se mantiene alejada de las decisiones de la mesa chica de Mauricio Macri.

Según publicó el diario La Nación, la líder de la Coalición Cívica siente que perdió protagonismo dentro del gabinete nacional. Además, se mostró muy en desacuerdo con las negociaciones con el PJ para aprobar el Presupuesto.

LEER MÁS: Desde Cambiemos minimizaron el baile de Macri tras el hallazgo del ARA San Juan

"La Coalición Cívica está trabajando en la actualización del estado de los expedientes de corrupción y narcotráfico en la Argentina, a efectos de registrar los avances de las causas. A mediados de diciembre daremos a la luz el informe", compartió Carrió en su cuenta de Twitter.

Embed

El alejamiento de Carrió de Cambiemos se dio tras fuertes cruces con parte del Gabinete. La diputada pidió el juicio político del ministro de Justicia, Germán Garavano, y cuestionó duramente la salida de tres funcionarios de la AFIP. Incluso llegó a decir que había perdido confianza en el Presidente.