La actriz Calu Rivero contó, por primera vez, cómo hacía en las escenas de la novela Dulce Amor para evitar el acoso sexual de Juan Darthés.

Sin nombrar al actor, pero haciendo referencia a los hechos que la llevaron a la denuncia pública contra el actor por acoso, la actriz aclaró que “esto sucedía frente a las cámaras, eso es lo peor. Jugaba con tu trabajo”.

En ese momento no pude exponerlo enfrente de todos y frenarlo, yo siempre intenté cuidar lo que pasaba, pero hablándolo con mi psicóloga me di cuenta de que fue mi dignidad la que dijo `hasta acá llegué´. Por eso me fui y eso es lo que me mantuvo fuerte”, expresó Rivero en diálogo con Agarrate Catalina por La Once Diez/Radio de la Ciudad.

Asimismo, recordó cómo fueron esos días: “Mis amigos me propusieron que me coma un ajo antes de ir a grabar. La situación se volvió constante, no paraba. Yo le decía que no lo haga más y lo hacía, a pesar de que yo confiaba que no lo iba a hacer más”.

Y añadió: “Con tal sólo mirar a la maquilladora, que era catamarqueña también, con una sola mirada entendía que necesitaba ayuda y se quedaba conmigo hasta que tuviera que volver a grabar”.