#AltaData | Alberto Fernández desenmascara a periodista macrista Suscribite

X

El gobierno de Mauricio Macri casi no realizará inversión pública tras las presiones que metió el Fondo Monetario Internacional (FMI) en la última revisión que autorizó el cuarto desembolso del mayor préstamo en la historia del organismo. En el documento, el directorio que preside Christine Lagarde cuestionó duramente al ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, por haber generado una recesión que genera menores ingresos fiscales.

“A la luz de un nivel inferior al esperado del ingreso tributario en el primer semestre del año, será crítico actuar continuamente con prudencia en la ejecución de los planes de gasto y tomar otras medidas para incrementar los ingresos fiscales a fin que la posición fiscal de 2019 llegue al balance primario”, advirtió el Fondo en su comunicado del viernes pasado. “Es necesario redoblar los esfuerzos por mejorar el marco fiscal a mediano plazo y la gestión de deuda”, le remarcaron los directores a Dujovne.

Embed

El año pasado, la inversión pública representó sólo el 1,4% del PBI. Si bien se esperaba por el presupuesto que este año disminuya al 0,9%, la consultora PxQ que dirige Emmanuel Álvarez Agis proyecta que se reducirá a tan sólo el 0,5% luego de la dura revisión del Fondo. La recesión, como la que sufrirá en 2019 la economía, implica un menor PBI, por lo que es un menor porcentaje sobre una base de actividad también menor.

En 2017, Mauricio Macri permitió que el Estado gaste sólo 2% de la economía en obras públicas,mientras que en 2016 había sido del 2,2%.

Cada año que la Casa Rosada estuvo a manos del PRO, la tijera de los recortes hizo especial hincapié en las construcciones que mejoran la infraestructura del país. En 2015, último período a cargo de Cristina Kirchner, había sido del 2,7%.

En esta nota