Tras la asunción del presidente ultraderechista Jair Bolsonaro en Brasil, el diputado de izquierda Jean Wyllys, representante del movimiento LGBT en el Congreso brasileño, anunció el jueves que desistió de asumir su tercer mandato y optó por exiliarse, ante el número creciente de amenazas que recibe.

“Preservar la vida amenazada es también una estrategia de lucha por días mejores. Hicimos mucho por el bien común. Y haremos mucho más cuando llegue el nuevo tiempo, no importa que lo hagamos por otros medios", aseveró en Twitter el legislador.

Embed

En tanto, Wyllys aún no ha oficializado su decisión. Pero su asesoría confirmó a la agencia AFP que el legislador había resuelto desistir de su tercer mandato y que se había marchado de Brasil con la intención de permanecer "fuera del país" por un tiempo, sin precisar el lugar del exilio.

Embed

Asimismo, el diputado explicó en una entrevista con el diario Folha de S. Paulo, Wyllys que "no fue la elección de Bolsonaro en sí misma" que lo llevó a renunciar sino "el nivel de violencia que aumentó después de la elección" del ex militar.

"El expresidente de Uruguay Pepe Mujica, cuando supo que yo estaba amenazado de muerte me ahbló y me dijo 'Cuidesé muchacho. Los mártires no son héroes'. Y es así, yo no me quiero sacrificar", explicó.