El director ejecutivo de la Administración Nacional de la Seguridad Social (ANSES), Emilio Basavilbaso, fue llamado a indagatoria por el juez federal Claudio Bonadio, en el marco de una causa donde se investiga la venta de acciones del Fondo de Garantía de Sustentabilidad (FGS).

Basavilbaso será el primer funcionario relevante de Cambiemos en declarar en indagatoria por sospechas de corrupción. La cita, según adelantó Infobae, será el próximo 7 de agosto.

Se trata de la causa en la que se investiga si la venta de acciones de Petrobras Argentina (PESA), que estaban en poder del Fondo de Garantía de Sustentabilidad (FGS), a Pampa Energía generó un perjuicio para el estado. Las acciones de PESA que tenía la ANSES desde la estatización de las AFJP durante el kirchnerismo, fueron adquiridas por Pampa Energía, la firma del empresario Marcelo Mindlin.

La adquisición de acciones se produjo en noviembre de 2016, luego de que Pampa Energía comprara el paquete mayoritario (67%) de Petrobras Argentina. Luego, el grupo de Mindlin lanzó una oferta pública obligatoria de adquisición (OPA) para ofrecerles a los accionistas minoritarios la compra o el canje del resto de las acciones. El FGS de la ANSES tenía el 11,85% y accedió a vender su parte, a un valor de $10,37 por acción. Por aquella operación el FGS recibió algo más de $ 2.482.00.000. Tras la fusión con Pampa Energía, las acciones de Petrobras Argentina treparon a un valor que ronda los $18.

La investigación partió de dos denuncias realizadas por los diputados nacionales Victoria Donda y Rodolfo Tailhade sobre operaciones hechas por el FGS. La denuncia de la diputada por Libres del Sur es la que hacía referencia específica a la venta de acciones de Petrobras en poder del Estado.

En esta nota