El conductor Beto Casella contó una divertida anécdota sobre un trabajo que tuvo con un amigo antes de dedicarse de lleno al periodismo: fue taxi boy.

En una entrevista en PH, Andy Kusnetzoff comenzó a hacer la pregunta que tiene que ver con la experiencia de los invitados y los tríos sexuales. En ese momento, el periodista aprovechó y relató una desopilante anécdota.

"Lo más gracioso que tengo para contar es que con un amigo, Horacio Monardi, cuando recién arrancaba el mundo públicamente de swinger, hacíamos delivery swinger. Nosotros llamábamos matrimonios que buscaban un tercero y te caíamos como dos plomeros", confesó entre risas.

Embed

"Piecita de cuatro, todo con mucha educación, por supuesto con toda la protección del mundo. Y se generaba una cosa de cuatro, como quien viene a instalarte el cable", contó conductor de Bendita.

"¿Cobraban? ¿Trabajaban de eso?", le preguntó Andy. "Totalmente", le dijo Beto, quien dio a entender que había una suerte de "casting previo" a la hora de elegir los clientes.

"¿Y la plata era buena?", preguntó Pía Shaw, a lo cual, Casella indicó que el pago era “módico".

"Beto, técnicamente, ¿vendrías a ser un taxi boy?", quiso saber el conductor, como para ponerle un rótulo. "Vamos a ponerle que sí", respondió él.