Las entidades bancarias comunicaron a sus clientes un aumento en las tarifas desde el mes próximo. Las alzas alcanzan el 20%, aunque en algunos casos la variación será superior a la que el Central había adelantado que aprobará. Esta alza la habían comunicado en diciembre, pero recién consiguieron la autorización hace un mes.

Los bancos emitieron notificaciones escritas con la descripción de las subas en las comisiones que aplicarán desde el 1 de junio y que llegan hasta el 20%. En algunos casos puntuales se denuncia que escalan un 25%, cinco puntos por encima del máximo autorizado por el BCRA el 7 de abril, cuando dictaminó que las variaciones no podrán superar el 20%.

En principio, los incrementos que se habían pactado variaban entre 12% para los servicios básicos y del 20% para los considerados VIP (quienes poseen tarjetas Gold o premium).

No obstante, en algunas de las comunicaciones los bancos hicieron saber que los ajustes treparán al 25% para compensar el incremento en gastos. Este porcentaje de incremento se aplicará en el caso de un usuario que utilice cajeros ajenos a la red de la entidad a la que pertenece.

“Para las comisiones que registren ajustes habrá un límite máximo del 20% para todo tipo de servicios y productos”, había delimitado el rector del sistema financiero en un comunicado, una restricción que no aplicó para este caso. En ese momento analizó los pedidos de los bancarios y les detalló cuánto podían cambiar en cada rubro. Si el organismo corrobora que se quieren imponer subas del 25% golpeará con sanciones a esos bancos por pasar por encima a la autoridad monetaria, confirmó una de las personas cercanas a Alejandro Vanoli.


Para reponer una tarjeta de débito, el aumento será del 14%, mientras que en el caso de una de crédito será del 19%, según las comunicaciones enviadas por las entidades financieras.

El BCRA comenzó a regular las comisiones bancarias de los servicios básicos en junio del año pasado y en diciembre extendió el requisito de autorización previa a todo tipo de aumentos que los bancos quieran aplicar. Desde entonces que ningún banco obtuvo aumentos en sus tarifas.

En esta nota