La ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, aseguró que los extranjeros que ingresen al país deben aceptar las normativas vigentes y adelantó que el Gobierno intentará establecer una ley que permita la rápida expulsión de aquellos que cometan delitos.

"El objetivo es que todo aquel que se radique en la Argentina lo haga con el objetivo de colaboración, de sentar su familia y sus bases, pero que no venga a delinquir", manifestó Bullrich.

Embed

Según detalló la ministra, en en tema drogas ilegales, en los últimos tiempos aumentó la cantidad de delitos cometidos por extranjeros llegando al 20% de las personas que están detenidas, condenadas o procesadas.

LEER MÁS: El oscuro plan del Gobierno para perseguir y expulsar extranjeros

Sin embargo, apenas el 8% de los detenidos son extranjeros, número que asciende al 20% si se tienen en cuenta solamente las cárceles federales a las que van a parar los presos por narcotráfico.

De casi 98 mil detenidos en todo el país, a penas 7788 se corresponden con extranjeros, un número que no llega al 8% del total, número que incluye a condenados y personas con prisión preventiva.

Embed