Así tapa el macrismo el espionaje ilegal: la frase que repiten los dirigentes tras la explosión de la causa

En medio del escándalo judicial, referentes cercanos a Macri salieron a defenderlo y usaron un mismo recurso en todas las entrevistas.

02 de julio, 2020 | 17.30

En las últimas horas, desde el círculo más cercano del expresidente Mauricio Macri, exfuncionarios y dirigentes salieron rápidamente a demostrar apoyo público en un momento crítico usando la misma frase. Ocurrió luego de que este martes se ordenara la detención de 22 personas que ocuparon altos cargos durante su gobierno acusadas de estar vinculadas al espionaje ilegal

La necesidad por expresarse enfáticamente a favor del exmandatario y por coincidir en una línea discursiva similar, dejó en evidencia el manejo interno partidario. Las figuras que se mostraron en medios apelaron a una operación por parte del oficialismo para perjudicar a Juntos por el Cambio pero, lo curioso, es que lo hicieron utilizando la misma fórmula, como si se tratara de una frase bien estudiada y repetida de manera planificada por todos de ellos. 

Como parte de la causa que tramita en el Juzgado Federal de Lomas de Zamora a cargo de Federico Villena, la semana pasada fue allanada la casa de Darío Nieto, quien fuera secretario personal del exJefe de Estado y a quien se lo acusa de recibir directamente los informes de Inteligencia por parte de Susana Martinengo, la ex funcionaria que acompañó a Macri en la jefatura de Gobierno porteño y en la Casa Rosada a partir de 2015, al frente de la oficina de Documentación Presidencial.

Este proyecto lo hacemos en grupo. Sostené a El Destape con un click acá. Sigamos haciendo historia.

SUSCRIBITE A EL DESTAPE

En una entrevista con el diario La Nación, Nieto aseguró no haber recibido ningún informe, negó su vínculo con los espías implicados y sostuvo que ese tipo de datos no pasaba por su despacho. En ese sentido, apuntó contra el oficialismo y aseguró: "Es un ataque contra Macri y los valores de Cambiemos. Pongo las manos en el fuego por Macri".

Resulta llamativo que, horas antes, el senador misionero del PRO Humberto Shiavoni en diálogo con Radio 10, dijera que "no hubo una directiva política de Mauricio Macri" y afirmara: "Yo pongo las manos en el fuego".

En la misma línea, en declaraciones a Radio La Red, la exministra de Seguridad Patricia Bullrich opinó sobre las acusaciones que pesan sobre los colaboradores cercanos del ex presidente y manifestó: "Yo totalmente pongo las manos en el fuego por Macri. Nos quieren comparar, nos quieren meter en el barro y nosotros hemos sido un Gobierno honesto".

Otro que también salió a reivindicar la inocencia de Macri, fue el ex ministro de Defensa Oscar Aguad, quien ante la consulta, confirmó: "Absolutamente, pondría las manos en el fuego por Macri. No tengo ninguna razón para sospechar que no se hizo el uso de la inteligencia como ordena la ley".

Finalmente, durante la noche del martes, el diputado nacional Waldo Wolff salió al aire por LN+ y argumentó: "Pongo las manos en el fuego de que nuestro gobierno, en algún lugar, alguien ha cometido algo que no debía, pero no me puedo hacer cargo de lo que hacen todos los funcionarios públicos".

"Poner las manos en el fuego" parece ser el nuevo mantra de la oposición. Una estrategia que, ante la urgencia, deja ver los hilos sin disimulo y se construye como un único relato en búsqueda de despegar a Macri de los escándalos judiciales. 

 

LA FERIA DE EL DESTAPE ►