Pablo Secchi, director ejecutivo de Poder Ciudadano, calificó de “grave” la situación que involucra a las principales figuras políticas de Cambiemos en el escándalo de los aportantes truchos de las campañas 2015 y 2017, en las que utilizaron los nombres de beneficiarios de planes sociales para blanquear dinero.

“La situación es bastante grave. La investigación es muy profunda y pone sobre la mesa algo que sabemos hace mucho tiempo: que los partidos políticos financian ilegalmente la campaña. Por suerte ahora salió a la luz y se puso arriba de la mesa”, alertó a El Destape, en referencia a la investigación periodística realizada por Juan Amorín para este medio.

"La situación es bastante grave. La investigación es muy profunda"

Secchi explicó que, para que nadie repare en el listado con nombres de personas que nunca contribuyeron a esas campañas de Cambiemos, “debe haber pasado por falencias internas de Cambiemos, que no controló a los aportantes”, así como “tampoco” lo hizo luego la Justicia Electoral La Justicia Electoral ya que “no tiene las herramientas suficientes para hacerlo”.

Embed

“Tenemos que empezar a preguntarnos si los candidatos se preguntan quiénes financian sus campañas electorales: si, por un lado, son ingenuos a la hora de presentarse a una candidatura, y, por el otro, si son cómplices y efectivamente saben que los aportantes son truchos”, advirtió Secchi.

“La hipótesis más benévola es que vienen del sector privado, llamémosle empresas, que tienen prohibido aportar”

En esta línea, agregó: Yo me pregunto si un candidato número uno o dos de una lista no se cuestiona de dónde sale el dinero para financiar sus campañas, y si se preguntan si a ellos les mienten o si son cómplices cuando les dicen que muchos de esos fondos están siendo blanqueados a través de ciudadanos”.

Por otra parte, sostuvo que es “imposible saber de dónde salió la plata”, pero que “la hipótesis más benévola es que vienen del sector privado, llamémosle empresas, que tienen prohibido aportar”. Mientras tanto, se presentó “un listado de ciudadanos con nombres robados, ya que en algunos casos ni siquiera saben que contribuyeron”.

Es por esto que el director ejecutivo de Poder Ciudadano insistió en la necesidad de que se reformule la ley de financiamiento político, para poder dar más “recursos” a la Justicia Electoral a la hora de controlar de dónde vienen los aportes de campaña. “La principal preocupación de los partidos políticos no es conseguir dinero, sino justificarlo”, planteó.

Embed

LEÉ MÁS: KICILLOF A PATRICIA BULLRICH: "PARA ELLA, UN JUBILADO O UN MAPUCHE SON TERRORISTAS"

En esta nota