La esposa de Lionel Messi, Antonella Roccuzzo, no estará en Rusia durante el primer tramo del Mundial y se quedará en Rosario junto a sus hijos. Una importante ausencia para el 10.

Según informó la revista Caras, Roccuzzo no podrá viajar por los cuidados que demanda Ciro Messi, el bebé de la familia que tiene apenas tres meses.

Antonella sólo viajará si Argentina llega a las cuartos de final y lo hará con Thiago y Mateo los otros dos hijos de la pareja. En tanto que Ciro se quedará con su abuela materna, Patricia.