El secretario general de la Central de Trabajadores de la Argentina (CTA), Hugo Yasky, advirtió que tanto la entidad que encabeza como la Confederación General del Trabajo (CGT) están "más cerca de la unidad en la acción y luchas conjuntas", en el marco de un "escenario de división que impone el gobierno" de Mauricio Macri.

"Está claro que el Gobierno está profundizando los problemas que tienen que ver con el desempleo y la caída del salario", afirmó el gremialista en diálogo con Colores Primarios (360TV). "No se reactivó nada, los brotes verdes que dicen que ven es el musgo que crece en la billetera de los trabajadores", agregó.

Por esa razón, tanto la CTA que conduce Yasky como la CTA Autónoma de Pablo Micheli, realizarán
mañana un paro nacional que incluirá una movilización a la Plaza de Mayo, en reclamo de la reapertura de paritarias y en rechazo a las políticas del Gobierno.


Bajo el lema "Ni hambre, ni Despidos", las dos CTA concentrarán en la Avenida 9 de Julio y marcharán a las 17 hacia la principal plaza porteña, donde se hará un acto en el que Micheli y Yasky serán los principales oradores. "Va a haber muchos trabajadores, también de los que están enrolados en la CGT", puntualizó.

De cara al futuro, analizó: "Estamos en una situación en la que, con la perspectiva de un Gobierno que pretende que los salarios el año que viene tengan un techo del 15 o 17 por ciento, la foto esa del diálogo social quedó atrás y para adelante viene la unidad en la acción y luchas conjuntas de la CGT y de la CTA".