La empresa Volkswagen comunicó a sus trabajadores que 600 operarios en Pacheco serán suspendidos durante un año y medio a partir de marzo y recibirán sólo la mitad de su salario.

Según contó el empleado Juan Carlos Amado por Radio 10, la empresa puso a disposición los despidos voluntarios. Amado denunció que el trabajo se intensificó para que los operarios se retiren y cobren lo que la compañía ofrece.

"Esta es una política de la empresa, porque la camioneta Amarok se sigue fabricando a mucho ritmo", dijo Amado, quien contó que en Pacheco hay más de 4000 trabajadores y no se sabe cómo seleccionarán a los 600 suspendidos.

"De palabra nos dijeron que nos van a pagar 75 por ciento en negro, que es algo así como el 55% de nuestro salario actual. Esto va a durar hasta el invierno del 2018", dijo Amado.

Embed

El operario dijo que además la empresa le redujo el tiempo de almuerzo y opinó que "esta situación la volvimos a ver como en el 2001".

En esta nota