Seis senadores del oficialismo y la oposición estadounidense celebraron este jueves un principio de acuerdo de reforma migratoria, con tramos que habrían disgustado al presidente Donald Trump, quien denostó a países latinoamericanos y africanos como "lugares de mierda", según The Washington Post.

LEÉ MÁS: Archivo: el día que Esteban Bullrich desafió la actual política de ahorro energético de Aranguren

Dos de los senadores impulsores del acuerdo presentaron ayer en la Casa Blanca la propuesta bipartidista al mandatario, quien reaccionó de ese modo cuando recomendaron dar visados a algunos de los ciudadanos de países retirados recientemente del programa Estatus de Protección Temporal, como El Salvador, Haití, Nicaragua y Sudán.

"¿Por qué tenemos a toda esta gente de lugares de mierda viniendo aquí?", afirmó Trump, que sugirió en cambio recibir a inmigrantes de países como Noruega, informó este viernes el diario The Washington Post, que cita a dos fuentes que, a su vez, mencionan a participantes de la reunión.

Hasta ahora, Trump había advertido que sólo aceptaría un acuerdo para reemplazar el programa DACA (Acción Diferida para los Llegados en la Infancia), promulgado en 2012 por el ex presidente Barack Obama para amparar a los "soñadores", si este contemplaba fondos para la construcción del muro con México, un punto rehusado por los demócratas.