César Cabrera es uno de los 350 trabajadores suspendidos de la empresa General Motors. En una entrevista por Radio Del Plata confesó haber votado a Mauricio Macri.

Cabrera dijo que ahora sufre problemas por la falta de ingresos y tiene dificultades para pagar su vivienda que construyó con un plan Procrear que obtuvo con el gobierno de Cristina Kirchner.

A continuación su testimonio completo:

"Yo lo voté a Macri, porque ingenuamente creí lo que decía. Creí en la pobreza cero, creí que iba a haber trabajo, creí que iba a haber más movimiento. Estoy arrepentido.

La realidad mía es que el cambio de gobierno me pegó mal. Con el Gobierno anterior me saqué un crédito del Procrear que estoy pagando. Ahora estoy sin trabajo y la economía de mi hogar está muy mal. Está mal como la de todos los trabajadores en general.

La verdad es que lo voté creyendo en el Cambiemos, creyendo que iba a haber cambios positivos y no fue así.

Las cadenas nacionales no me gustaban. Por ahí notaba que Cristina no aceptaba ningún error de ella, no aceptaba errores. Vi buenas cosas y también malas".

Embed