Los taxis, el estacionamiento medido, la Verificación Técnica Vehicular (VTV) y el acarreo también sufrirán fuertes aumentos en esta capital, que deberán ser aprobados en audiencias públicas para que entren en vigencia.

El Ministerio de Desarrollo Urbano y Transporte de la Ciudad presentó este miércoles una propuesta de readecuación tarifaria, que debe ser tratada en audiencias, en fechas a determinar.

LEÉ MÁS: Tarifazo en el transporte: el colectivo costará $10 y el tren asciende casi 70%

La intención del Gobierno porteño es que los taxis pase a tener una bajada de bandera diurna de $32,60 y la ficha $3,26, mientras que de noche costará $39,10 y $3,91 respectivamente. Esto representa un aumento del 17,68%.

Con relación al estacionamiento medido, el objetivo es reemplazar las tickeadoras actuales por 2.200 terminales y la posibilidad de pagar, renovar y encontrar lugar desde el celular.

Los taxis subirán un 17,68%; el estacionamiento medido, un 25%

De esta manera, el 78% de los lugares habilitados para estacionar (alrededor de 284 mil) continuarán siendo gratuitos, mientras que el 22% (unos 80 mil) serán pagos.

LEÉ MÁS: Tarifazo del transporte: las principales ciudades del país aumentaron muy por encima de la inflación

La hora de estacionamiento medido pasará de $8 a $10 (25% más) y habrá tres tipos de tarifas en base a la demanda de cada zona: progresiva 1, progresiva 2 y sencilla.

Las nuevas terminales estarán en funcionamiento en el segundo semestre del año y serán 100% electrónicas: permitirán el pago con tarjeta de crédito, débito y SUBE y se reemplazará el ticket en papel por una factura digital, según informó el Ejecutivo porteño.

Esas máquinas permitirán también el pago de servicios y la carga de SUBE, entre otras operaciones.

El Gobierno de la Ciudad destacó que desde una aplicación para celulares "se podrá renovar el tiempo de estacionamiento de manera remota y acceder a un mapa de oferta para conocer la disponibilidad de espacios libres en la vía pública".

Por su parte, las tarifas de la VTV y el acarreo serán ajustadas: en el primer caso será de $931 para automóviles y de $348 para motos, mientras que en el segundo, de $950.

Todos estos aumentos se suman al que este miércoles anticipó el ministro de Transporte de la Nación, Guillermo Dietrich, para el servicio de subtes: el precio del pasaje será de $11 en abril y de $12,50 a partir de junio, pero el ajuste debe ser tratado en audiencia pública.

En este caso, se mantendrá la tarifa escalonada que beneficia a los pasajeros frecuentes: quienes realicen más de 41 viajes mensuales, en abril pagarán $6,60 por cada viaje.

En esta nota