El presidente del Banco Central, Federico Sturzenegger, puso énfasis en que las metas de inflación que aplicará desde 2017 permitirán reducir la aceleración de precios a un dígito para 2019. "No vamos a inventar nada. Vamos a seguir un camino que funcionó en muchas partes", defendió.

En el Coloquio de IDEA, el jefe de la autoridad monetaria intentó generar confianza entre los cerca de 900 empresarios que lo escucharon en un lujoso hotel de Mar del Plata. Expuso casos de países que aplicaron la misma política para recortar la inflación y lo consiguieron.

Con estos ejemplos y el anuncio de las metas de inflación Sturzenegger espera que los grandes empresarios confíen en que disminuirá y no la aceleren con aumentos en sus precios. Actualmente, el promedio de consultoras económicas proyecta un 20% de incremento para 2017, mientras que el objetivo del BCRA se ubica en el 17%.


"Si la sociedad percibe que el BCRA aplicará la tasa de interés para manejar la inflación, incorporará la política monetaria en los precios", analizó el titular del Central en esa línea. "Se van a apagar de golpe los motores de la inflación", enfatizó.

"Todos los países que adoptaron regímenes de metas de inflación la redujeron sustancialmente. Si ellos lo logrearon, ¿por qué no podríamos nosotros?", preguntó. Y aclaró: "No vamos a inventar nada. Vamos a seguir un camino que funcionó en muchas partes".

Por otro lado, Sturzenegger negó una relación causal entre la devaluación y la inflación. Para el presidente del organismo monetario, ambas se producen cuando aumenta la emisión de billetes por parte del gobierno. Sin embargo, luego de la asunción de Mauricio Macri, la disparada del dólar de diciembre generó un traslado a precios casi inmediato.

En esta nota