El Gobierno de Estados Unidos le revocó la visa al excanciller Héctor Timerman, quien se encuentra procesado y con prisión preventiva por la causa por presunto encubrimiento de Irán en el atentado a la AMIA y de esta manera no pudo abordar hoy el vuelo que había reservado con destino a la ciudad estadounidense de Nueva York para realizar un tratamiento médico.

Al respecto, la abogada del exfuncionario, Graciana Peñafort, presentará este miércoles recursos para pedir la excarcelación de Timerman, ya que "es una cuestión de vida o muerte".

El exministro de Relaciones Exteriores y Culto fue notificado de la decisión del Departamento de Estado cuando estaba realizando el check in para abordar el servicio AA954 de la empresa American Airlines en el Aeropuerto Internacional de Ezeiza Ministro Pistarini.

Timerman tenía previsto viajar a Nueva York por un tratamiento médico, pero ante la negativa de Estados Unidos no pudo subirse al vuelo que iba a aterrizar en el Aeropuerto John F. Kennedy.

El extitular del Palacio San Martín está procesado y con prisión preventiva domiciliaria en el marco de la causa que investiga el presunto encubrimiento de la República Islámica de Irán en el atentado a la AMIA a través de la firma del Memorándum de Entendimiento entre ambos países.

El exfuncionario nacional había sido autorizado por el juez federal Sergio Torres, quien subroga a su par Claudio Bonadio durante la feria judicial, a viajar a Estados Unidos para someterse a un tratamiento médico contra el cáncer.

Tras el hecho, allegados a Timerman manifestaron que "la responsabilidad es de Bonadio y la Cámara".

"Bonadio en primer término y la Cámara luego dictan la prisión preventiva de Timerman. Estados Unidos lo ha dejado ingresar de manera normal hasta que Bonadio y la Cámara le dictaron la presión. En virtud de esta prisión es que Estados Unidos niega el ingreso", señalaron.

Al respecto, anticiparon que este miércoles "a primera hora" la abogada del excanciller, Graciana Peñafort, "presentará recursos ante Bonadio y la Cámara pidiendo la excarcelación de Timerman".

"De esta manera, Timerman podrá ingresar para seguir su tratamiento en Estados Unidos. Tanto Bonadio como la Cámara tienen que entender que es una cuestión de vida o muerte", subrayaron.

Asimismo, el exministro "solicitará que el Departamento de Estado de Estados Unidos revise su decisión y autorice su ingreso para que pueda continuar su tratamiento".