El oficialismo cerró la semana de la peor manera y volvió a sufrir un revés en el Congreso Nacional y se vio a posponer hasta el martes la firma de los dictámenes sobre Presupuesto 2017 y límites a los superpoderes para reformular partidas, luego de no haber acordado con el Bloque Justicialista de Diego Bossio y el Frente Renovador de Sergio Massa.

De todas formas, el radical Mario Negri, de Cambiemos, aseguró que la prórroga para firmar los despachos no modificará la agenda y que los proyectos se tratarán en el pleno del cuerpo el próximo miércoles y jueves, ya que si se convoca a una sesión especial no se deben aguardar los siete días reglamentarios.

El pasado miércoles, y por la interna del PRO con Elisa Carrió y parte de la Unión Cívica Radical (UCR), el PRO perdió una votación en la Cámara de Diputados y la iniciativa para la inversión público privada debió volver a comisión. Además, quedó congelado el cuestionado intento para reformar el Ministerio Público Fiscal.

En esta nota