Mauricio Macri se encuentra imputado por omitir declarar a Fleg Trading y Kagemusha ante el fisco, pero es investigado por lavar dinero con la primera. Por otra causa, un fallo de la Cámara Comercial ratificó recientemente que las offshores son ilegales en la Argentina.

Tanto las dos sociedades integradas a la causa como las otras 18 vinculadas a la familia Macri fueron creadas en paraísos fiscales. Las offshores como tales suelen tener prohibido operar dentro del país donde son creadas. Esa es la razón por la que Bahamas no registró transacciones comerciales de Fleg Trading Ltd allí.

La bahameña, en cambio, transportó U$S 9,3 millones negros a Brasil para comprar acciones que estaban en manos de otra empresa de la familia. El objetivo final era llevar Pago Fácil a la nación carioca, pero nunca se alcanzó.

El dinero siguió luego su ruta y se dividió en dos sociedades de Macri en la Argentina, tal como documentó el diputado denunciante Darío Martínez en la causa de los Panamá Papers. Más tarde, se reenvió a Brasil.

LEER MÁS: Panamá Papers: primera ronda de declaraciones de los ejecutivos de Macri

En Argentina fueron declaradas ilegales las offshore y todas sus operaciones en 2005, cuando Ricardo Nissen encabezó la Inspección General de Justicia. Las registradas fueron obligadas a readecuarse.

La Justicia ratificó esta decisión el 25 de octubre. La Sala E de la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Comercial confirmó el dictamen de la fiscal general Gabriela Boquin por el caso de la quiebra de Petroex Uruguay SA, una offshore uruguaya. La funcionaria esgrimió que estas sociedades "constituyen verdaderas herramientas para el ilícito, para cuya conformación sus motivaciones conllevan casi siempre algún grado de ilicitud".

"Su sentido no es otro que eludir responsabilidades legalmente exigibles. Así se defrauda a la sociedad toda tributariamente, a terceros acreedores o se utilizan para blanquear dinero cuyo origen es desconocido o imposible de declarar por su ilegalidad, ya sea porque no fue denunciado fiscalmente o por provenir de la corrupción, del narcotráfico del tráfico de armas o del terrorismo", afirmó. Boquin presumió en este caso que "no se trata de una verdadera sociedad constituida en el extranjero sino de una sociedad que en fraude a la ley se constituye en otro país para realizar su actividad en la República Argentina".

Petroex era uruguaya, pero sólo registró operaciones en este país. Fleg Trading, en cambio, no figura en las bases de datos oficiales porque técnicamente nunca ingresó al país, pero sí sus dólares.

El caso Macri importa más en Brasil

El diputado Martínez, del Frente para la Victoria, fue invitado a exponer sobre "Panamá Papers: El caso Macri" en la II Conferencia Regional de Latindadd en Porto Alegre, Brasil, del 16 al 17 de noviembre.

En la mesa económica sobre la crisis económica y el fraude tributario transnacional también participan diversos especialistas, como Juan Valerdi, consultor en tributación internacional de la Red de Justicia Fiscal de América Latina y El Caribe.

Martínez denunció a Macri por lavado de dinero en abril, cuando el nombre del Presidente emergió en los documentos filtrados del estudio de abogados Mossack Fonseca. Desde entonces, el jefe de Estado ha desestimado la investigación; sólo adujo que la sociedad "no tuvo operaciones" y que "está todo bien".

En esta nota