El Gobierno anunció un aumento del transporte público en el área metropolitana que araña el 70%, llevando el boleto de colectivo a 10 pesos en tres tramos hasta junio y los trenes de 2 a 3,25 o de 4 a 6,75 pesos, según el caso. Además, anunciaron que la Ciudad piensa llevar el subte a 12 pesos a mitad de año. Sin embargo, también dieron a conocer el lanzamiento de la "Red Sube".

El sistema implica que el usuario de transporte público que tenga que hacer algún tipo de combinación entre colectivos, trenes o subtes de la Ciudad abonará el 50% de la tarifa en el segundo medio de transporte, sea cual fuere, y el 25% de la misma del tercer medio de transporte en adelante. Para eso, la distancia temporal entre un viaje y otro no debe superar las dos horas entre el tiempo del primer y el último viaje.

Este descuento es acumulativo con el de la tarifa social, que abonan un 45% del valor de la tarifa neta. Así, un segundo colectivo que en junio valdrá 10 pesos para el público en general, tendrá un costo de 2,25 pesos para los beneficiarios de la AUH, jubilados de la mínima, pensionados y trabajadores domésticos, entre otros.

Cómo es el sistema

Pese a que el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, afirmó que con este sistema quienes viajen desde el conurbano van a pagar menos, lo cierto es que reduce la cifra del incremento: los usuarios igualmente pagarán más.

Así, si una persona tomaba un colectivo a 6,25 pesos y otro a 6 pesos, gastaba 12,25 pesos para ir al trabajo y 25 por el ida y la vuelta. En febrero, ese costo será de 8,25 pesos en el primer viaje y de 4 pesos en el segundo, por lo que en un principio seguirá igual.

Sin embargo, cuando en junio la tarifa llegue a 10 pesos, el costo del viaje será de 10,25 pesos en el primer viaje y de 5 pesos en el segundo, totalizando 15,25 y elevando el aumento a 24,5%.

Un error del sistema será que, si la combinación es entre distintos medios de transporte, el costo será distinto a la ida y a la vuelta. Una persona que tome un colectivo (10,25) y luego un subte (12 pesos) pagará 16,25 pesos para ir, pero 17,1 para volver, ya que en ese último caso será el subte el que deberá abonarse al 100% y recibirá el descuento sobre una tarifa más baja como es la del colectivo.

A partir del tercer medio de transporte, el sistema realizará un descuento del 75% sobre la tarifa. Para obtener el beneficio, hay que apoyar la tarjeta SUBE en el lector del colectivo antes de las dos horas de haberlo hecho en el primer viaje.