El Gobierno nacional salió a criticar una vez más al paro nacional de la CGT del próximo 6 de abril. "No la entiendo (a la huelga) y no ayuda en nada", le dijo en la cara Mauricio Macri al titular de la UOCRA, Gerardo Martínez, mientras anunciaba el Plan Federal de Construcción.

Sin embargo, no decía lo mismo cuando era oposición y quien tenía paros generales en contra era Cristina Kirchner. En ese momento, la postura era mucho más condescendiente con la CGT, que pugnaba con el kirchnerismo para obtener mejoras en el impuesto a las Ganancias. Hoy, las protestas por despidos, suspensiones y paritarias por arriba de la inflación son vistas como una forma de desestabilización, lo que impulsó a algunos manifestantes a ir a la Plaza de Mayo el sábado pasado.

Embed
Embed
Embed
Embed
Embed
Embed
Embed
Embed

En esta nota