Con tan solo 9 meses en la presidencia, Mauricio Macri ya cuenta con su primer monumento. Se trata un busto a su imagen colocado en una plazoleta de la localidad cordobesa de Villa Ascasubi. La intendenta, integrante del FPV, afirma que la prohibición "rige solo para nombres de calles o plazas".

La intendenta local, Zully Fonseca, explicó que fue una idea conjunta compartida con su marido, Fernando Salvi, actual legislador provincial. Lo llamativo es que ambos son reconocidos militantes kirchneristas.

Según la ley que rige en la provincia de Córdoba, "las municipalidades no podrán levantar estatuas ni monumentos a personas vivientes, ni darles el nombre de las mismas a las calles, avenidas, plazas, paseos ni lugares públicos".

El busto del presidente Macri posa en la plazoleta municipal junto con el busto de todos los presidentes democráticos desde 1983, de los cuales solo dos están muertos: Raúl Alfonsín y Nestor Carlos Kirchner.

En esta nota