El polémico funcionario del Gobierno que, entre otros traspiés en estos diez meses, hizo ingresar a neonazis a la Casa Rosada, volvió a despertar polémica.

Embed

El subsecretario nacional de juventud Pedro Robledo participó de un ping pong de preguntas y respuestas en el canal La Nación+. Cuando le consultaron con quién se iría de vacaciones, lanzó una extraña respuesta.


Entre las opciones, eligió al Cuervo Andrés Larroque, diputado del Frente para la Victoria y uno de los líderes de La Cámpora.

Además, criticó a Laura Alonso, la titular de la Oficina Anticorrupción. "A veces cae muy mal y mucha gente no la quiere. Cuando ocurrió su designación a muchos nos hizo ruido", afirmó Robledo.