El Gobierno nacional otorgó la autorización a la empresa "low cost" FB Líneas Aéreas Sociedad Anónima, conocida comercialmente como FlyBondi, a explotar 85 rutas aéreas, nacionales e internacionales, por los próximos 15 años. La compañía estaba denunciada en una causa judicial a cargo del juez Sergio Torres.

La decisión fue comunicada a través de la Resolución 408-E/2017 del Ministerio de Transporte, que con la firma del ministro Guillermo Dietrich, fue publicada en el Boletín Oficial.

La autorización es "para explotar servicios regulares internos e internacionales de transporte aéreo de pasajeros, carga y correo con aeronaves de gran porte". Entre las concesiones se incluyen destinos como Brasil, Ecuador, Bolivia, Colombia, Perú, Chile y Uruguay, además de las principales ciudades argentinas.

Según se indica entre los considerandos de la resolución, "se considera conveniente que otro operador con bandera argentina ingrese en los referidos mercados teniendo en cuenta que la ampliación de la oferta y el aumento de la competencia conducen al perfeccionamiento de la actividad del transporte aéreo".

La empresa tendrá su base de operaciones en el aeropuerto de El Palomar, aunque esa situación "queda sujeta a las habilitaciones y limitaciones" de ese aeródromo.

En septiembre de 2016, Flybondi había conseguido que le adjudiquen 66 de las 99 rutas que pidió. La aprobación la comunicó el Gobierno a través del Boletín Oficial. Sin embargo, luego de que se iniciara una causa judicial por conflicto de intereses, Mauricio Macri dijo que daría marcha atrás y que no entregaría esas rutas.

Pese a que existe una investigación en curso a cargo del juez Sergio Torres, Macri ahora otorga las rutas que había quitado y lo hace con un agravante: le entrega la explotación de 16 caminos aéreos más. La causa contra Flybondi comenzó por una denuncia del diputado Rodolfo Tailhade.

El denuncia se suscitó luego de que se conozca que Flybondi tiene -según los registros oficiales- como vicepresidente a Richard Gluzman, quien a su vez desempeñó como director de la firma Pegasus, que tiene como socio fundador al vicejefe de Gabinete, Mario Quintana.

A su vez, Gluzman figura como empleado del Ministerio de Ambiente en la delegación de la Autoridad de Cuenca Matanza Riachuelo (ACUMAR). Por otra parte, Flybondi no tenía habilitados los aviones para volar, según informó el propio ministro de Transporte, Guillermo Dietrich.

LEER MÁS: El negociado de Fly Bondi y sus estrechos vínculos con Mario Quintana