El senador y expresidente de Uruguay José Pepe Mujica analizó la actualidad en América Latina y se refirió a la situación en Argentina.

"El gobierno argentino se está desprestigiando rápidamente y apela a la represión. Y Cristina es astuta, está jugando a reunificar el peronismo y cuando lo logre, se terminó Macri, que no ganó porque lo que pasó fue que perdió el peronismo por sus divisiones. Si soluciona eso, adiós”, afirmó en una extensa entrevista con Caras y Caretas.

Además, sobre Brasil afirmó: "Ya saben que meten preso a Lula o pierden, ya están convencidos de eso”.

Consultado sobre el nuevo ciclo de la izquierda a nivel mundial, se refirió al caso concreto del crecimiento de Melenchón en Francia: “Le mandé un mensaje a Melenchón. Yo hablé con él allá. Es un tipo macanudo. Hay otra izquierda que está surgiendo, como Podemos en España. Hay que mirar bien esos procesos. En América Latina la cosa no está tan negra”.

Y consideró que “hay cierta euforia de la derecha, pero no verifica. Nos movemos hacia el centro izquierda o izquierda centro, pero lejos de la derecha. Lo que importa siempre es lo que pase abajo, en el pueblo. Y los pueblos se mueven aunque no salgan en el diario o la televisión”.

Asimismo, analizó la problemática de Venezuela: "Lo que más me espanta de Venezuela es la oposición, o una parte muy importante de ella. Creo que hay una clima de radicalización que se ha vuelto irracional y que a la larga termina favoreciendo a la derecha”, y consideró que “eso es muy peligroso estando Trump en Estados Unidos”.

“Estamos muy acostumbrados al discurso en defensa de la democracia, de los derechos humanos, contra las armas de destrucción masiva. Y tras eso viene terrible intervención militar de Estados Unidos. Lo peor que podemos hacer los latinoamericanos es darle bomba al intervencionismo” alertó, y precisó que “la radicalización y lo que está haciendo Almagro desde la OEA es un peligro, no sólo para Venezuela, sino para todo el continente”, agregó Mujica.