El presidente Mauricio Macri aseguró este jueves que el Gobierno "no quiere ir en contra de los salarios" por lo que, en esa línea, resaltó que impulsan una "cláusula gatillo" para que el haber de los trabajadores "no pierda con la inflación" a fin de año, si supera el 17 por ciento que estimó el Banco Central.

La declaración llega después del acuerdo paritario alcanzado por los bancarios del 23,4% y que contempla además una revisión de la pauta salarial antes de fin de año, y en medio de los conflictos con la CGT, docentes y el resto de los gremios que exigen que no haya "techo" para las negociaciones.

Macri destacó la "cláusula gatillo" en conferencia de prensa con su par de España, Mariano Rajoy, cuando le consultaron si iba a homologar paritarias por encima del 18%. Puso como ejemplo el caso de la propuesta de la gobernadora María Eugenia Vidal a los docentes de 18 por ciento de aumento pero "abierto a negociar" si el costo de vida supera esa meta.

Destacó que esa propuesta está "un punto por arriba de la meta" de inflación planteada por el Banco Central y que es "algo que me parece muy sano" porque "hay una cláusula gatillo para recomponer salarios por inflación".

Macri Rajoy

En esta nota