El Gobierno mandó a hacer cumplir su "lista negra" de los integrantes de ONG's del mundo para prohibirles la entrada al país.

Hoy comenzaban a llegar las personas que van a participar de la cumbre de la OMC (Organización Mundial del Comercio). Pero en un escándalo diplomático sin precedentes retuvo a personas en el sector de Migraciones del aeropuerto de Ezeiza que no fueron detenidos porque tuvieron que interceder las embajadas.

Sucedió este miércoles con un brasileño y una francesa, según revelaron fuentes de la organización de ese evento a El Destape. El hombre quedó demorado tres horas.

Era uno de los que figuraban en la "lista negra" que elaboró el Gobierno, que a través de un comunicado de Cancillería lanzado el lunes se excusó con el argumento de que les revisaron las redes sociales a varios de los participantes de esta cumbre y se les prohibiría la entrada a Argentina por "explícitos llamamientos a manifestaciones de violencia a través de las redes sociales".

La semana pasada el diario Página 12 reveló que el Ejecutivo revocó sin fundamentos las acreditaciones otorgadas por la Organización Mundial de Comercio a más de 43 expertos de todo el mundo que iban a participar de la reunión ministerial que comenzará el 10 de diciembre en Buenos Aires.

En diálogo con este portal, Beatriz Busaniche, presidenta de la Fundación Vía Libre que es parte de la red de organizaciones participante de la cumbre Nuestro Mundo No Está en Venta (Our World is Not For Sale–OWINFS), relató: "Quedó claro que se comenzó a aplicar la lista porque la francesa que quedó retenida llegó con un grupo de personas a las que ninguna se las detuvo y a ella, que sí estaba en esa nómina, sí".

Busaniche agregó a El Destape: "Aún quedan por llegar al país de esa lista colegas de Chile, Ecuador... Mañana llegan de Noruega. Además hay una persona que viene de Uruguay que puede llegar a quedar retenida allá en su país al intentar salir".

Asimismo relató casos donde ni siquiera los dejaron viajar: "En los países donde se necesita visa para poder venir a Argentina directamente les rechazaron la visa y no los dejaron viajar. Por lo tanto no vendrán, como es el caso de Pakistán".

En ambos casos de hoy intervinieron las embajadas de Brasil y de Francia. "La chica que llegó de Francia agarró su teléfono celular y llamó ella misma a la embajada para poder entrar al país y no quedar retenida", contó Busaniche.

Embed

Por el hecho además se manifestó el CELS (Centro de Estudios Sociales y Legales): "Además de cancelar acreditaciones de ONG y activistas, el gobierno decidió obstaculizar su ingreso al país. Es ilegal impedir la entrada por fuera de estas causales", reforzó con documentación.

La semana pasada, la red OWINFS envió una carta al presidente de la OMC, Roberto Azevedo, para solicitarle que interceda ante Mauricio Macri. “El gobierno argentino revocó las acreditaciones de actores clave de la sociedad civil ante la Organización Mundial de Comercio, a pocos días de la Reunión Ministerial de Buenos Aires”, denunciaron las organizaciones. Plantearon que se trata de una “acción sin precedentes” contra sindicalistas, promotores del desarrollo, activistas de derechos en el entorno digital y ambientalistas, entre otros, que “no serán autorizados siquiera a ingresar al país para participar de la reunión”, destapó Página 12.

El hecho generó un escándalo internacional y diplomático y hasta los medios del mundo, como Financial Times como uno de los ejemplos, se hicieron eco para cuestionar la medida del gobierno argentino.