Los estadounidenses Justin Gatlin y Crhistian Coleman decidieron arruinarle la fiesta al multicampeón Usain Bolt y le robaron el oro en su última carrera de 100 metros, que se llevó a cabo en el mundial de Atletismo Lodres 2017.

LEÉ MÁS: Ruggeri le pegó una criminal patada a Latorre

El jamaiquino había anunciado su retiro luego del este mundial y la fiesta estaba preparada para él. Incómodo en la ronda preliminar y mejor, pero superado en la semifinal por Coleman, Bolt llegaba a la final con la intención de despedirse con una gran carrera y dejar atrás los fantasmas de las pruebas del viernes y este sábado.

El dueño del record mundial en la prueba de los hombres más rápidos del mundo, se quedó con el bronce con un tiempo de 9.95 segundos, por detrás de Coleman (9.94) y del ganador Gatlin (9.92).

Embed

Pese a la derrota, el Estadio Olímpico de Londres se fundió en gritos y aplausos para el jamaiquino, que realizó una vuelta olímpica para saludar a todo el público.

A Bolt todavía le queda una oportunidad de sumar un nuevo título a su larga lista. Para eso deberá despedirse del deporte profesional con una victoria el sábado 12 de agosto en el 4×100 del Mundial.

En esta nota