La panadería La Calabresa despidió a ocho empleados y anunció su cierre en la ciudad de Mar del Plata. Los trabajadores piden la intervención del Ministerio de Trabajo para que los indemnicen. Entre los echados está una mujer embarazada de ocho meses que debe afrontar la situación.

"Esto es una represalia porque desde el sindicato pedimos que se regularicen los salarios y se blanqueen a las personas que estén en negro. Los intimamos a que vengan al ministerio de Trabajo", explicó a El Destape el secretario general del Sindicato de Pasteleros, Carlos Vaquero.

De acuerdo a Vaquero, los despedidos son ocho, entre ellos dos personas que están en negro. En los telegramas de despidos, la empresa justifica que el motivo de los despidos es el cierre de la compañía, sin embargo desde el sindicato lo niegan.

Embed

"Esta es una justificación para recortar puestos de trabajo. El negocio cerró el miércoles, jueves y viernes, pero ya abrió el sábado", aseguró Vaquero, quien mantendrá el miércoles una mediación con los directivos de la empresa en el Ministerio de Trabajo bonaerense.

"La situación en Mar del plata está complicada por las bajas ventas. Estamos viendo que los empresarios se aprovechan de esta situación, porque tienen el apoyo desde el gobierno", aseguró Vaquero.

La semana pasada, la empresa Havanna echó a seis trabajadores de forma intempestiva. Los despidos golpean a Mar del Plata, una ciudad embestida por la caída del consumo, del turismo y de la pesca.

De acuerdo a cifras del INDEC, los datos de desempleo correspondientes al último trimestre de 2016 muestran que Mar del Plata es la ciudad con mayor desocupación de todo el país y la única cuya tasa es de dos cifras: 10,6%.

Las cifras de la consultora Focus Market muestran que durante el 2016, los alfajores --cuyo precios están en promedio por encima de los $ 20- tuvieron caídas de hasta el 34,5%.

LEER MÁS: La empresa del padre de la ministra Stanley echó a seis trabajadores

En esta nota