El jefe de Gabinete, Marcos Peña, convocará a la Casa Rosada desde esta semana a todos los ministros por separado para negociar con cada uno un plan de recorte de entre el 15 y el 20% de cargos políticos.

Desde que asumió el presidente Mauricio Macri, la planta de empleados políticos aumentó alrededor del 30 por ciento y se crearon cargos insólitos como la Directora de Movilidad en Bicicleta que tendrá un sueldo bruto de 71.147 pesos o el director nacional de Internet que tiene un sueldo bruto de $80 mil.

De acuerdo a La Nación, para el gobierno hay unos 3.000 cargos en toda la administración pública nacional, entre ministros, secretarios de Estado, subsecretarios, directores y coordinadores. El macrismo buscará eliminar entre 450 y 600 nombramientos políticos, muchos de ellos creados por la actual gestión.

Según trascendió, no se reducirán los ministerios, pero sí las secretarías de Estado, subsecretarías, direcciones y coordinaciones.

En tanto, desde el Gobierno afirmaron que también se buscará despedir trabajadores bajo el argumento que no cumplan objetivos de desempeño y presentismo bajo la modalidad de contratos temporarios por el artículo 9 de la ley de empleo público. Los contratos vencen año a año y la mayoría se renueva en forma automática: hay unos 60.000 en el Estado.

Según reveló El Destape, el análisis de las dotaciones óptimas encargadas por el propio Ministerio de Modernización pone en riesgo hasta 20 mil empleados públicos hasta marzo. Los mismos plantean una cantidad ideal de empleados hasta un 15% menor que la actual. En marzo de 2016, Modernización rescindió 11 mil contratados.

LEER MÁS: Aranguren vaciará el call center para atender cortes de luz en verano y se esperan 400 despidos

En esta nota